Si la vida no te da razones para sonreir, ven aqui, a mi lado, que yo te hago tener razones para hacerlo

11 mar. 2012

*.*

- Tengo una pregunta.
+ ¿Tu callándote algo? Miedo me das. Venga, dispara
-¿Porque yo?
+ ¿Qué?
-Si, de todos los chicos del mundo decidiste enamorarte de mí. ¿Por qué?
+Esa no es una pregunta fácil.
-Lo sé. Pero solo tú tienes la respuesta
+Bien. Me enamore de ti por la sencilla forma que me sonreíste la primera vez sin conocerme de nada. Por no ser vergonzoso la primera vez que hablamos, y soltarme algo borde como si siempre nos hubiésemos conocido y me quisieras de antes. Por esa carita de celos que se te pone cuando hablaba de otro que no fueras tu. Por la primera vez que de tu boca salió un:"Te quiero" y porque tú me enseñaste lo fácil que era decirlo, y a partir de entonces no deje de repetírtelo nunca. Por tus llamadas a las tantas que cogía mi padre y tú te ponías nervioso mientras mi padre ponía cara de es "ÉL" y yo sonreía y notaba tus sensaciones como si estuvieses en mi habitación conmigo.
-Valla...
+ ¿Te ha decepcionado la respuesta?
-No, simplemente me esperaba un simple: Me gustabas y de ahí salió todo.
+Sabes que la simpleza no es mi mejor cualidad.
-Lo sé, por eso estoy tan perdidamente enamorado de ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario